En Español Know Your Rights
Source: Star Media
Subject: Housing & Environmental Justice
Type: Media Coverage

Denuncian que Sandy aumentó brecha entre

El huracán Sandy expuso las agudas diferencias económicas que existen entre los habitantes de esta ciudad, denunciaron grupos civiles y líderes religiosos.

“Uno es el Nueva York de las comunidades con pocos recursos, que casi dos meses después de la tormenta son forzados a vivir en hogares inundados y helados, sin comida y sin electricidad, y que no acceden a los recursos de la recuperación”, indicaron.

En una carta enviada al gobernador de Nueva York, al alcalde de la ciudad y al presidente Barack Obama, 50 organismos y líderes religiosos apuntaron que los habitantes del Nueva York marginado viven con una infraestructura que no está preparado para los desastres.

Entre las carencias destacaron fallas en los servicios públicos, el transporte, sistemas de agua potable, vivienda y asistencia para las emergencias.

Denunciaron además que “semanas después de la tormenta miles de familias incluidas aquellas que viven en viviendas del gobierno no tienen aún electricidad ni servicios básicos”.

Explicaron que el clima cada vez más extremo que padece la ciudad afecta a todos, pero debido a las “desigualdades sistémicas” en la infraestructura y las políticas de la ciudad, el riesgo mayor está concentrado en personas de bajos ingresos, entre los que destacan inmigrantes.

La misiva tiene la intención de solicitar a los tres niveles de gobierno que consideren una “reconstrucción justa, equitativa y sustentable” tras la devastación de Sandy, además de que tomen en cuenta a los habitantes de las comunidades más afectadas.

Deborah Axt, directora del grupo Make the Road New York, recordó que tres de cada cuatro inmigrantes que viven en zonas impactadas por Sandy en la ciudad no han podido acceder a la ayuda oficial.

“Llamamos al estado de Nueva York y a los gobiernos locales para que garanticen que las preocupaciones de los inmigrantes sean incluidas en el proceso de planeación de la recuperación”, señaló Axt.

En un comunicado distribuido junto con la misiva, el inmigrante Agustín Juárez [miembro de Se Hace Camino a Nueva York], que mantiene un huerto en el condado de Staten Island, el más afectado por la súper tormenta, indicó que su modo de vida sufrió pérdidas de miles de dólares tras Sandy.

“Sé que hay muchas decisiones que se deben tomar para reconstruir tras la tormenta, pero nadie está preguntando a nuestra comunidad lo que necesitamos ni cuáles son nuestra prioridades”, asentó Juárez.

Para ver el articulo original, clic aqui.