En Español Know Your Rights
Source: El Diario
Subject: Immigration
Type: Media Coverage

En el bus de la esperanza gritan ‘Sí se puede’

  

Washington D.C. — La organización Se Hace Camino Nueva York llevó ayer 17 buses a Washington para la marcha migratoria. La reportera de este rotativo viajó en uno de ellos y recogió el sentimiento que movilizó a los inmigrantes neoyorquinos para esta concentración.

"¡Sí se puede! ¡Sí se puede!", fue el saludo de Barcilides Matos cuando el bus número tres encendió el motor a las seis de la mañana. En el bus venían 50 personas provenientes de Ecuador, Estados Unidos, Honduras, Perú, México, Nicaragua, Puerto Rico, República Dominicana y Chile; documentados e indocumentados. Había personas viajando solas, otras en familia y otros con amigos. Y las edades variaban desde los 5 años a los 72.

"Atención mi gente… ¿Cómo están?",preguntó Yorelis Vidal, capitana del bus.

"¡Bien!", gritaron todos animados, a pesar de que la mayoría comentó que de ansiedad no pudo dormir ni una sola hora la noche anterior.

"¡Vamos camino a la legislación mi gente!", continuó Vidal.

Durante el trayecto los organizadores se encargaron de entregar información importante para que nadie se perdiera del grupo. Soledad Villacís realizó un taller donde explicó la situación de la reforma migratoria e instó a los pasajeros a contar por qué viajaron.

"Para que haya igualdad, para tener una posición económica mejor, una vida mejor. Creo que va a haber mucha gente", respondió Jesús Bovadilla de México.

A las 10 de la mañana el bus se conectó a una conferencia telefónica donde la directora ejecutiva de Se Hace Camino conversó con el congresista Anthony Weiner y la senadora Kristen Gillibrand.

"Me comprometo ante todos ustedes a hacer todo lo que esté en mi poder para aprobar una reforma migratoria este año", afirmó la senadora.

El bus llegó a Washington a las 10:30 aproximadamente y todos se dirigieron al parque frente a la Casa Blanca.