En Español Know Your Rights
Source: El Diario
Subject: Education Justice
Type: Media Coverage

Escuelas Intermedias en Crisis

Sólo una cuarta parte de los estudiantes afroamericanos y latinos que cursan el octavo grado en el sistema escolar de la ciudad de Nueva York puede leer a un nivel adecuado.


Según un informe que será dado a conocer oficialmente hoy por la Coalición para la Justicia Educacional de la Ciudad de Nueva York (Se Hace Camino al Andar es un miembro), cerca de 40 mil estudiantes de un total de 53 mil alumnos afroamericanos y latinos de octavo grado fueron reprobados en lectura en el año lectivo 2005-2006.


De acuerdo al estudio, que fue obtenido por EL DIARIO/LA PRENSA, las escuelas de enseñanza intermedia de la Gran Manzana están fallando en la preparación de los estudiantes para que se desempeñen favorablemente en la escuela secundaria, que a la vez les permitirá avanzar a la universidad, determinándose que los más afectados son los alumnos afroamericanos y latinos.


El estudio, titulado “Escuelas intermedias de la ciudad de Nueva York: ¿Plataformas para el éxito o senderos para el fracaso?”, concluye que sólo uno de cada cuatro estudiantes, pertenecientes a los mencionados grupos étnicos, logra graduarse con un diploma Regents, que actualmente es esencial para ingresar a la mayoría de las universidades.


La brecha es más grande cuando fueron comparadas escuelas con índices de alta y baja pobreza. Un 58% de los alumnos de octavo grado que asisten a un plantel con un índice bajo de pobreza cumplen con los estándares del estado de Nueva York en el idioma inglés, mientras en las escuelas de sectores con índices de elevada pobreza sólo un 22% logra esa meta.


Este estudio coincide con un anuncio hecho la semana pasada por el Departamento de Educación del estado, que hacía referencia a un incremento de 12 escuelas que no cumplieron con los requisitos de la ley federal conocida como “No Child Left Behind” (Que ningún niño quede rezagado).


Se espera que el alcalde Michael Bloomberg, durante su discurso sobre el estado de la ciudad, anuncie mañana cambios en el sistema de educación pública, entre los que podría estar aumentar la participación de las empresas privadas en el mismo.


El reporte menciona que las bajas expectativas académicas y la distribución desigual de recursos son los patrones negativos que caracterizan a muchas de las escuelas de enseñanza intermedia de la ciudad con bajo rendimiento académico, a las que acuden estudiantes afroamericanos y latinos.


Dentro de las fallas halladas en las escuelas con bajo rendimiento, que fueron estudiadas para elaborar el reporte, se destaca que no se ofrece matemática avanzada, una materia esencial para los grados de enseñanza superior.


A esto se le agrega que más de una cuarta parte de los maestros de las escuelas de bajo rendimiento tienen menos experiencia y entrenamiento si se compara con los profesores que dictan clases en escuelas de alto rendimiento.


Mientras que el puntaje en inglés de los alumnos de cuarto grado aumentó un 27% desde el período educativo 1998-1999, el incremento en los alumnos de octavo grado durante este mismo período fue sólo de un 1%.


La mencionada organización recomienda que se haga una reforma completa para asegurar que todos los alumnos de enseñanza intermedia tengan acceso a un currículo riguroso que los coloque en la vía correcta rumbo a la universidad.


Entre las sugerencias presentadas para mejorar el rendimiento en la escuelas intermedias se encuentran: Brindar un fuerte apoyo a todos los estudiantes en el área académica, social y emocional; contratar maestros altamente calificados y directores que entiendan el desarrollo temprano de la adolescencia; y reducir el número de alumnos por salón de clase.