En Español Know Your Rights
Source: Noticia
Subject: Immigration
Type: Media Coverage

Grupos piden reforma que incluya camino a la ciudadanía

Defensores de los derechos de los inmigrantes reaccionan ante principios migratorios de los republicanos.

Adelantándose a la publicación de los principios para una reforma migratoria de los miembros republicanos de la Cámara de Representantes, grupos en LI a favor de dicha reforma se reunieron en la sede de la organización Se Hace Camino NY en Brentwood la semana pasada, para pedir una vez más un proyecto de ley que ofrezca un camino a la ciudadanía para los más de 11 millones de indocumentados que actualmente residen en el país.

Cornelia Rojo, una inmigrante mexicana que vive en Estados Unidos hace 20 años, hizo parte del grupo que con cánticos y carteles pidió al Congreso la oportunidad de un futuro mejor para las familias de los indocumentados. Rojo, residente de Farmingville y madre de tres niños nacidos en los Estados Unidos, aseguró que todos los días teme que su esposo y ella sean separados de sus hijos debido a su estatus migratorio.

Entre lágrimas, Rojo aseguró que aunque Cornelia Rojo, inmigrante mexicana, aseguró que su familia debería ser tratada igual que cualquier familia norteamericana muchas veces la desesperación la ha llevado a pensar en devolverse a México, la realidad es que en su país de origen ya no hay cabida ni oportunidades para ella, ni para su familia. “Pienso en los niños, ¿qué va a pasar con ellos? Allá no hay un futuro para ellos, es muy difícil, no hay trabajo, y a veces me desespero porque no se puede hacer nada. No estamos aquí nada más por estar, nosotros pagamos seguros de los niños, pagamos impuestos”.

La posibilidad de que Rojo, una de los aproximadamente 120,000 inmigrantes indocumentados que residen en Long Island, obtenga una ciudadanía de aprobarse una reforma migratoria es casi nula, de acuerdo a los miembros republicanos de la Cámara de Representantes, quienes solo consideran brindar este beneficio a los llamados soñadores, inmigrantes indocumentados que llegaron al país siendo niños.

Según Patrick Young, abogado de inmigración y director de programas de la organización CARECEN, de aprobarse un proyecto con los principios republicanos, solo 5,000 inmigrantes indocumentados en Long Island obtendrían la ciudadanía, algo que de acuerdo a Young, “no ofrece incentivos a los inmigrantes indocumentados a adaptarse a la cultura norteamericana”, y los pone en constante miedo de que su estatus temporal sea removido de la misma forma en la que fue otorgado.

“Realmente creemos que es importante que cada latino, no solo los indocumentados, se conviertan en ciudadanos y votantes… En muchas de estas comunidades las necesidades de la comunidad son ignoradas porque muchos de sus residentes son indocumentados, que no pueden votar, ni hacer parte del proceso cívico”.

Para Karina Claudio, miembro de la organización Se Hace Camino NY, el hecho de que los republicanos retomen el tema migratorio es un primer paso que se ve con optimismo pero no es suficiente para los inmigrantes indocumentados y para los grupos que los apoyan.

Claudio reiteró que cualquier proyecto de reforma migratoria que sea presentando ante el Congreso debe incorporar los principios de los movimientos en pro de los derechos de los inmigrantes, los cuales incluyen, un camino a la ciudadanía para todos los indocumentados, seguridad y protección para todos los trabajadores,
mantener a las familias unidas, protecciones a la diversidad de los inmigrantes y un tratamiento equitativo ante la ley.

Claudio aseguró que los republicanos no pueden contribuir a la creación de un grupo de “ciudadanos de segunda clase”, al apoyar un proyecto de reforma migratoria que no ofrezca un camino a la ciudadanía.

Posición de los republicanos

De acuerdo a los principios dados a conocer la semana pasada por los republicanos, el problema migratorio debe resolverse paso a paso y no con una “pieza masiva de legislación”, refiriéndose al proyecto de reforma migratoria aprobado por el senado el año pasado. Los republicanos una vez más reiteraron que antes de resolver la situación de millones de indocumentados, se debe garantizar la seguridad en las fronteras, implementar un sistema de visas que rastree la entrada y salida de turistas, fortalecer la verificación de empleo a través de E- Verify, y reformar el actual sistema de visas para estudiantes y trabajadores.

Los republicanos indicaron que están dispuestos a ofrecer un camino a la ciudadanía para los “soñadores” que se gradúen de la universidad y que presenten servicio militar, pero una vez más
indicaron que no están dispuestos a ofrecer un camino a la ciudadanía para los demás inmigrantes indocumentados ya que “sería injusto para aquellos inmigrantes que han seguido las reglas”.

Para ver el articulo original, haga clic aqui.