En Español Know Your Rights
Subject: Immigration
Type: Media Coverage

Lanzan en Nueva York campaña nacional por reforma migratoria en 2010

  

Nueva York, 13 Ene (Notimex).- Con la participación de cientos de personas y decenas de organizaciones proinmigrantes fue lanzada hoy aquí una campaña para demandar una reforma migratoria en 2010, que incluya la regularización de unos 12 millones de indocumentados.

La campaña nacional fue lanzada como preámbulo a la celebración del primer año de gobierno del presidente Barack Obama, quien asumió el poder el 20 de enero de 2008 y quien durante su campaña electoral se comprometió con una reforma migratoria.

Con un minuto de silencio por la víctimas del terremoto de 7.0 grados en la escala de Richter que afectó la víspera a Haití, se dio inicio a la campaña que busca que el gobierno de Obama dé paso a una ley que reforme el sistema de inmigración en Estados Unidos.

Al acto, que se llevó a cabo en la iglesia Judson Memorial en Manhattan, asistieron cientos de inmigrantes de diferentes nacionalidades, así como ciudadanos y residentes de esta nación, para expresar su apoyo a la campaña.

"Queremos una legalización para mejorar el bienestar de nuestras familias y de los trabajadores que estamos sin documentos", dijo Manuel Chimbo, inmigrante ecuatoriano que participó en el evento.

Chimbo, quien trabaja en el sector de la construcción, aseguró que participa en esta iniciativa ya que "no debemos estar escondidos para contribuir a la economía de este país".

Con consignas como "Obama escucha estamos en la lucha" y "No somos uno, no somos 100, somos millones cuéntenos bien", los participantes ondeaban banderas estadunidenses y sostenían pancartas en las que se demandan una reforma migratoria integral para 2010.

"No soportamos más crimenes de odio y ni más deportaciones", expresó desde el podio Chung-Wha Hong, directora de la Coalición de Inmigración de Nueva York.

Según Chung, en el transcurso de un año 400 mil inmigrantes han sido detenidos y 350 mil han sido deportados. "Estos números siguen en aumento. ¿Cuánto tiempo más las personas deben estar en la sombra hasta que líderes del Congreso y nuestro presidente cumplan sus promesas?", manifestó.

Por su parte, la co directora de la organización Se Hace Camino Nueva York, Ana María Archila, indicó que a medida que se aproxima la fecha en que se cumplirá un año del mandato de Obama quieren ver resultados.

"La comunidad inmigrante espera que (Obama) cumpla su promesa y trabaje por una reforma migratoria", expresó Archila.

Leoncio Santiago, inmigrante del estado mexicano de Oaxaca, espera que este año finalmente pueda verse favorecido por una reforma en inmigración.

Santiago, quien trabaja como jornalero, en el sector de la construcción, cortando el pasto y "en lo que sea", aseguró que busca que se hagan valer sus derechos como persona y "evitar que haya discriminación".

Un grupo de jornaleros del Centro del Inmigrante en Staten Island estuvieron presentes en la concentración en señal de apoyo a la causa migratoria.

"Yo organizo jornaleros, les buscamos trabajo y sabemos por las dificultades que pasan. Por ello promovemos una vida digna para todos", manifestó David Suárez, quien llegó hace 18 años a Nueva York proveniente de México.

La directora de la Coalición del Alto Manhattan para los Derechos de los Inmigrantes, Angela Fernández, indicó que la reforma migratoria no solo era un asunto moral, sino económico.

"Los inmigrantes trabajadores aportan a la economía del país más de mil 500 millones de dólares el año, y una deportación masiva le costaría al país 249 mil millones de dólares en impuestos que dejarían de recibir. Es cuestión de economía", señaló Fernández.