En Español Know Your Rights
Source: Noticia
Subject: Immigration
Type: Media Coverage

Mapa republicano en Nassau recibe críticas

El mapa divide comunidades de interés y afecta el derecho al voto de grupos minoritarios.

A pesar de oposición ciudadana, los republicanos parecen no dar su brazo a torcer. (Foto de Steve McFarland, Mesa Cívica de LI)

Han pasado casi tres años desde que se dieron a conocer los resultados del Censo del 2010, y hasta el momento la legislatura del Condado de Nassau no ha podido finalizar con éxito la tarea de redibujar la líneas distritales del condado, con el fin de reflejar los cambios poblacionales que han ocurrido en los últimos 10 años.

La semana pasada, los republicanos que hacen parte de la comisión asesora temporal de redistribución, encargada de presentar un nuevo mapa distrital que deberá ser aprobado por la Legislatura, presentó una versión revisada del mapa que había sido dado a conocer a finales del mes de diciembre. El mapa fue aprobado el lunes por el comité de reglas de la legislatura y pasará a votación general el próximo 25 de febrero.

El mapa presenta cambios considerables a las actuales líneas distritales y de acuerdo a organizaciones a favor de un proceso de redistribución independiente, fue realizado para beneficiar a la mayoría republicana de la legislatura, que podría llegar a tener hasta 13 legisladores, frente a 7 del partido demócrata, debido a que las nuevas líneas pondrían a seis legisladores, cuatro demócratas y dos republicanos, luchando por un escaño en tres distritos electorales.

“Soy un político demócrata, pero esto no se trata de mi o de ningún otro político, se trata de los aspectos más fundamentales de nuestra democracia, de la habilidad de elegir a las personas que reflejen nuestros puntos de vista”, aseguró el Legislador Wayne Wink, cuyo distrito, de acuerdo al mapa propuesto, se vería combinado con el de la también legisladora Delia DeRiggi-Whitton.

Contrario a los principios de la ley de derecho de voto (Voters’ Right Act), el mapa divide a comunidades de interés (grupos que comparten las mimas ideas, nivel económico, etc.) en lugares como Hempstead, Belmont y Five Towns, debilitando así su derecho a elegir al candidato de su preferencia, lo cual viola el principio de 1 persona, 1 voto.

“Es una tragedia lo que están haciendo”, indicó Daniel Altschuler, Coordinador de la Mesa Cívica de Long Island [incluyendo a Make the Road New York], y miembro de la Coalición Unida de Redistribución de Distritos Electorales de Nassau, “no están escuchando la voz del pueblo”.

El pasado lunes, durante la votación del mapa por parte del comité de reglas de la legislatura, aproximadamente 100 residentes de zonas afectadas y organizaciones locales, manifestaron su descontento ante el mapa republicano, tal fue el caso de Delbys Torres, residente de Freeport y miembro de la Coalición Unida de Redistribución de Distritos Electorales de Nassau.

“La decepción y falta de respeto que se nos han demostrado como residentes es vergonzosa”, declaró Torres frente a los miembros de la comisión, quienes mantuvieron una actitud defensiva ante las quejas de los residentes.

¿Qué pasará si se aprueba el mapa?

El próximo 25 de febrero la legislatura votará para aprobar o rechazar el mapa propuesto, aunque se espera que el mismo sea aprobado por la mayoría republicana, sin embargo el asunto podría estar lejos de terminar, ya que se esperan demandas por parte de grupos comunitarios y del partido demócrata si el mapa es aprobado.

“Basados en el Voters’s Right Act pueden haber acciones legales”, asegura Altschuler, indicando que si este llega a ser el caso, espera que la corte tenga en cuenta la propuesta de redistribución distrital realizada por la Coalición Unida de Redistribución de Distritos Electorales de Nassau, un mapa independiente que fue presentando ante la legislatura, el cual tiene en cuenta los derechos básicos de los votantes del condado, incluyendo la creación de distritos compactos con un número de residentes más o menos equivalente y el respeto por las comunidades de interés.

Sea cual sea el resultado final de esta contienda, los nuevos mapas distritales del Condado de Nassau deberán estar listos antes del mes de septiembre, cuando se llevan a cabo las elecciones primarias. Mientras tanto, organizaciones a favor de un proceso de redistribución distrital justo planean mostrar de nuevo su oposición el próximo 25 de febrero en la legislatura, ya que como afirma Audrey Phillips, residente de Elmont, “debemos asegurarnos de que hacemos parte de una comunidad con intereses comunes y de que nuestro voto en realidad cuenta”.

Para ver el articulo orginal, clic aqui.