En Español Know Your Rights
Source: El Diario
Subject: Health Justice & Access
Type: Media Coverage

Una decisión histórica que mejorará la salud de todos

POR: Theo J. Oshiro / Theo J. Oshiro es vice-director de Make the Road New York, un grupo que aboga por inmigrantes.

Una madre soltera se enferma y termina en el hospital. Las facturas del hospital son astronómicas y se atrasa en los pagos. Las deudas se comen sus ahorros y aún así, se ve obligada a declararse en bancarrota.

A un padre le diagnostican un peligroso cáncer y lo tranquiliza el tener seguro. Después de meses de tratamiento vital, la compañía de seguro le dice que no seguirá cubriendo el costo de los tratamientos, porque ha alcanzado el “límite de vida” de los beneficios.

Un joven se gradúa de la universidad y no logra conseguir trabajo, ni hablar de un trabajo con beneficios de salud. Tiene 20 años y en el plan de salud de sus padres le han dicho que lo van a sacar en unos meses cuando cumpla los 21. Se angustia porque no sabe cómo va a comprar la medicina que ha tomado toda su vida.

Este tipo de historias son demasiado comunes y nos muestran la fea cara del actual estado de nuestro sistema de salud. Sin embargo, el cambio está llegando. Ayer, la corte suprema votó a favor de ratificar la más importante legislación de Obama llamada Ley de Cuidado de Salud Asequible. La ley ha sido objeto de gran debate político, pero, al final, la decisión es muy sencilla: los servicios de salud y el seguro de salud ahora serán más asequibles y económicos para millones de personas en los Estados Unidos.

El desafío central que enfrentaba la Corte Suprema de Justicia con respecto a la Ley de Cuidado de Salud Asequible, era si una pieza clave de la ley, un mandato que exige que todas las personas adquieran un seguro era constitucional.

Sin embargo, lo que se perdía en este debate, era que la ley también provee subsidios y mercados virtuales llamados “Exchanges” para que los seguros sean más económicos y accesibles para y para que Medicaid se expanda a más personas de bajos ingresos. Para cualquiera que haya visto alguna vez el sistema de salud en su peor momento, el alivio al enterarse de la decisión de ayer de la corte, era palpable: atrás han quedado los días en que tantas personas que viven en uno de los países más ricos del mundo tienen que vivir sin atención médica.

De hecho, la decisión de la corte también aseguró que los actuales logros seguirán en su lugar. La Ley de Cuidado de Salud Asequible ya le ha brindado beneficios a millones de personas: ahora las compañías de seguros tienen permitir que los hijos sigan en los planes de sus padres hasta la edad de 26 años, los planes de salud ya no pueden poner límites en los beneficios y las citas médicas preventivas ahora tienen que estar cubiertas en su totalidad por el plan. Estas son todas disposiciones que cambian de manera positiva nuestra vida cada día y que seguirán en pie ahora que la Suprema de Justicia ha ratificado la ley.

Debe quedar claro que la Ley de Cuidado de Salud Asequible no es perfecta y que hay más trabajo por hacer.

Desafortunadamente, los inmigrantes indocumentados no se podrán beneficiar de los mercados virtuales de seguros de salud o de las subvenciones que empezaran a funcionar en 2014. Este es un gran problema que debemos trabajar para resolver. El estado de Nueva York ahora tiene la oportunidad no solo de poner en marcha esta ley, sino también de aprender de esta y hacerle mejoras, tales como abrir el acceso para personas indocumentadas. Pero antes de regresar al trabajo, tomemos un momento para celebrar el gran paso que se ha dado en este país. Con los latinos y otros inmigrantes entre los menos propensos a tener un seguro, la decisión de ayer de la Suprema Corte es monumental para la salud de los inmigrantes y de todos los americanos.

Para el articulo original, clic aqui.