En Español Know Your Rights
Source: El Diario
Subject: Workplace Justice
Type: Media Coverage

Luchar contra la ausencia de días remunerados

Si te enfermas, deberías poder llamar para que alguien te
remplace sin temor a dejar de recibir tu cheque de pago o a perder tu trabajo.
Infortunadamente, casi un millón de trabajadores en la ciudad de Nueva York no
pueden contar con ese derecho básico.

Como propietario de un pequeño negocio, yo apoyo la legislación de la ciudad
que garantizaría el derecho al pago de los días de incapacidad por enfermedad
para todos los trabajadores de la ciudad de Nueva York.

Soy el propietario de Terraza 7 Train Café, un pequeño negocio ubicado en
Elmhurst, vecindario de Queens, Nueva York. Me he dedicado a los negocios por
más de ocho años. Inmigré a los Estados Unidos hace casi una década desde
Colombia, donde ejercí como médico graduado. Desde entonces he construido, con
mis propias manos y un equipo de empleados, mi propio negocio a partir de lo que
alguna vez fue una fachada abandonada y se ha convertido hoy en día en un centro
vibrante de vida barrial, donde se reúnen miembros de la comunidad y artistas
locales presentan sus obras. Ahora empleo a diez personas: cinco de tiempo
completo y cinco medio tiempo, y estoy orgullosos de crear puestos de trabajo
para mi comunidad.

Creo que todos los propietarios de negocios disfrutamos de los beneficios de
la infraestructura que provee un sistema financiado por quienes pagamos
impuestos. Creo por lo tanto, que todos los negocios deben cumplir su deuda con
la sociedad, ofreciendo condiciones dignas de trabajo para sus empleados. Como
médico, entiendo el riesgo que representa que una comunidad no pueda prevenir
eficazmente la propagación de enfermedades contagiosas.

Creo que la ausencia del pago por falta al trabajo por enfermedad, es un
factor que podría obstaculizar una estrategia adecuada en caso de epidemias. Es
innegable que siempre habrá grandes pérdidas como resultado de costosos
tratamientos en salas de emergencia u hospitalizaciones relacionados con
problemas de aquellas personas que han pospuesto su tratamiento por miedo a las
cuentas médicas que ello representa.

Es imposible cuantificar el costo emocional y económico padecido por una
familia que no se encuentra en capacidad de cuidar a un niño enfermo o a un
padre de avanzada edad, sin correr el riesgo de perder sus ingresos.

Trabajadores saludables son trabajadores productivos y mi negocio será mucho
más fuerte si mis empleados tienen la posibilidad de tomarse el tiempo que
necesitan para recuperarse de su enfermedad sin preocuparse por el efecto que
puede tener en sus ingresos el no asistir un día a trabajar.

Ello también me ayudará a propiciar un lugar de trabajo más sano, libre de
gérmenes y en el cual se atiende mejor a los clientes que vienen al restaurante.
Ello me proporciona un buen sentido de los negocios y ayudará a la comunidad
entera. Lo cual también implica que aquellos que somos empleadores responsables,
tratando de hacer lo mejor que podemos por nuestros empleados, no nos veremos
forzados a competir con otros empleadores que buscan evadir sus obligaciones
para ahorrar dinero.

Para luchar contra la ausencia de días remunerados por enfermedad para los
trabajadores de Nueva York, una coalición de organizaciones comunitarias,
negocios pequeños, sindicatos de trabajadores, empleados de restaurantes,
abogados que luchan por la justicia en los lugares de trabajo y por la salud
pública; nos hemos unido para presentar un proyecto de ley en el Concejo de la
Ciudad que obligue a los empleadores a dar a sus trabajadores nueve días de
incapacidad por enfermedad remunerados.

–FREDDY CASTIBLANCO Vocero de New York Small Business United for Health Care y
Miembro de Se Hace Camino Nueva York.