En Español Know Your Rights
Source: El Diario
Subject: Health Justice & Access
Type: Media Coverage

Temor a que recorten Medicaid

A Sagrario Méndez, de 62 años, le fue detectado un cáncer en los ovarios, de lo que se operó gracias a recibir Medicaid y Medicare, por cuanto calificó de "preocupante" la posibilidad que corten estos beneficios para el cuidado de salud.

Méndez, oriunda de Honduras y con 40 años residiendo en Nueva York, asegura que "si no hubiera sido porque tengo Medicaid y Medicare, no hubiera podido ir al doctor. Mi enfermedad no hubiera sido detectada a tiempo y mucho menos operarme tan rápido como lo indicó el especialista".

Lourdes Hernández también recibe Medicaid para sus dos hijos —de 13 y 7 años— lo que le permite llevarlos al doctor cada vez que se enferman, pero la posibilidad de que se lo suspendan, la cataloga como "sencillamente aterradora".

Residente en El Bronx, Hernández, oriunda de Republica Dominicana, describe su situación económica actual como "critica". Se gana la vida cuidando un niño y sin querer entrar en detalles sobre cuánto gana, dice que "escasamente me da para comer".

Nerida Martínez, de 83 años y residente en el Alto Manhattan, vive con 700 dólares mensuales, que recibe de su retiro, sufre de problemas renales por lo que tiene que ir al doctor, como mínimo, una vez por mes. "Si me llegan a quitar el Medicaid y el Medicare, sería terrible, porque con el dinero que recibo no alcanzaría a pagar una sola consulta médica", explica.

Este es sólo el relato de algunas personas residentes en Nueva York que reciben Medicaid y Medicare y que reaccionaron con temor ante la posibilidad de que el gobierno federal pueda suspender sus beneficios en el futuro.

Por este temor que se extiende a nivel nacional y como parte de demostrar el impacto negativo que tendrían los recortes en la cobertura médica, la Alianza para Una Sola Sociedad, con base en el estado de Washington, en conjunto con 14 organizaciones de base —que conforman el proyecto Organizando los Derechos a la Salud— dieron a conocer ayer un informe bajo el nombre de "Medicaid: Hace la Diferencia", en el que se comparten historias de pacientes, proveedores del cuidado de la salud y líderes comunitarios, que de primera mano han experimentado los beneficios del Medicaid dentro de las comunidades de color.

A nivel nacional, se calcula que más de 50 millones de personas reciben Medicaid. Jennifer Ng’andu, sub directora del Proyecto Política para la Salud del Consejo Nacional de la Raza, dijo que "estas medidas presupuestarias drásticas que debilitan nuestro sistema del cuidado de la salud privará de derechos a millones de americanos que han estado desconectados por muchísimo tiempo de los sistemas de cuidado de la salud debido a un legado de disparidades en él por cuestiones raciales y étnicas".

El grupo al unísono exhortó al presidente Barack Obama para que le requiera a las corporaciones y a los millonarios que aporten su contribución al fisco, para evitar que se continúen exponiendo a los recortes al Medicaid y otros programas claves, los cuales dañarían a la comunidad.

For the original article, please click here.